LA "ROJA" CUMPLE UNA DÉCADA: UN MAILLOT DE LÍDER ESTRENADO POR MARK CAVENDISH, AL QUE SUCEDIÓ PHILIPPE GILBERT HACE 10 AÑOS

Foto: © Graham Watson
La Vuelta 19 será la 10ª ronda española de La Roja: un maillot que, poco a poco, ha conseguido forjarse un nombre dentro del paisaje ciclista internacional. El rojo (La Roja), que designa al líder de la clasificación general de La Vuelta, ya es una referencia en el ciclismo actual, como lo son el maillot jaune del Tour de Francia o la maglia rosa del Giro d’Italia. Mark Cavendish fue el primero en lucir La Roja. También el primer británico en vestir ese maillot siendo líder; un año antes de que lo hiciera Chris Froome, el ciclista que posee el récord de días en rojo… de momento.

El primer maillot rojo de la historia de La Vuelta se entregó de noche, al término de una contrarreloj por equipos de 13 km disputada en las calles de Sevilla. Ganó la formación HTC-Columbia con un tiempo de 14’06”. El primer corredor del equipo en cruzar la línea de meta fue Mark Cavendish que se hizo matemáticamente con el liderazgo de la clasificación general individual. “Es un orgullo para mí estrenar este maillot”, declaró entonces el sprinter de la isla de Man, “pero es una prenda que pertenece a todo el equipo. Yo sólo soy un 10% de la victoria”.

Aquel 28 de agosto del 2010, en una calurosa noche de verano andaluz, es probable que la comunidad ciclista todavía no se hubiera dado cuenta de que La Vuelta estaba a punto de escribir una nueva página de su historia. Con un maillot rojo diseñado por Custo Dalmao, que imitaba la piel de un guepardo (“el animal más veloz de la tierra”), se fue a dormir Mark Cavendish, el ciclista más veloz del planeta en ese momento…sobre el asfalto.

El rojo era el nuevo color para designar al líder de la carrera. Sucedió al primogénito naranja de las dos primeras ediciones - ganadas por el belga Gustaaf Deloor (en 1935 y 1936)-, al blanco de 1941, al regreso del naranja en 1942, a una primera incursión del rojo en 1945, al maillot de franja roja sobre fondo blanco (de 1946 a 1950), al amarillo que relanzó la carrera en 1955 y que duró hasta 1998 (exceptuando el naranja de 1977 – año en el que Freddy Maertens se hizo con 13 victorias de etapa y la clasificación general) – y, por último, al jersey oro que vistió al líder de La Vuelta de 1999 a 2009.

Hace una década, Javier Guillén – que tomó las riendas de la carrera como director general en 2009 – decidió ligar La Vuelta al color “más exitoso del deporte español”. Era la época de oro de la selección nacional de fútbol (la Roja), campeona del mundo en 2010 y de Europa en 2008 y 2012. Además, el rojo es, junto al amarillo, uno de los dos colores de la bandera española.

“Es mi primera etapa en mi primera Vuelta y ya llevo La Roja. Esto no quita que siga centrado en mi objetivo principal: conseguir victorias de etapa”, explicaba un Mark Cavendish decepcionado por haber perdido al sprint en Marbella frente al bielorruso de la FDJ, Yauheni Hutarovitch. No logró imponerse vestido de rojo pero lo haría de verde en Burgos y Salamanca (su segunda y tercera victoria de etapa respectivamente). Habría que esperar a la 6ª etapa de La Vuelta 12 para ver a un ciclista alzar los brazos en meta con el maillot de La Roja: fue Joaquim ‘Purito’ Rodríguez, en Jaca.

Philippe Gilbert, otro nombre con mayúsculas del ciclismo contemporáneo, sucedió a Mark Cavendish al frente de la clasificación general en 2010. Fue en Málaga, concretamente en el mirador de Gibralfaro…una subida perfecta para él en aquel momento. Dejó sentado a Serafín Martínez a 500 m de meta. “Siempre que he venido a La Vuelta ha sido con el objetivo de ganar una etapa y preparar el Mundial”, recuerda el que fuera maillot arcoíris de Valkenburg en 2012, después de dos victorias de etapa en Barcelona y La Lastrilla. “Ha sido un gran honor haber podido portar La Roja durante cinco días”. “El líder todavía vestía de amarillo cuando empecé a seguir La Vuelta. Coincidía con la vuelta al cole y yo veía la carrera por televisión después del colegio, antes de irme a entrenar”, recuerda el corredor belga.

Foto: © Graham Watson
En Xorret de Catí, Gilbert cedió el liderato a Igor Antón – que se convertiría en el primer “mártir” de la nueva túnica. Tuvo que abandonar tras una caída a 6 km de meta en la etapa 14, con final en Peña Cabarga. Estaba en uno de los mejores momentos de su carrera. Vincenzo Nibali le arrebató La Roja al vasco, convirtiéndose – a pesar de una segunda ofensiva de Purito – en el primer ciclista en ganar La Vuelta en Madrid vestido de rojo. Un nuevo capítulo en la historia de La Vuelta.

A pocos días de que arranque la última edición de esta década, 35 corredores figuran en el palmarés de La Roja:
Chris Froome, 27 días (20 + 7 retirados a Juan José Cobo)
Vincenzo Nibali, 20 días
Alberto Contador y Joaquim ‘Purito’ Rodríguez, 17 días
Nairo Quintana, 14 días
Simon Yates, 11 días
Fabio Aru, 7 días
Esteban Chaves y Tom Dumoulin, 6 días
Philippe Gilbert, Igor Antón, Chris Horner y Alejandro Valverde, 5 días
Sylvain Chavanel, Bradley Wiggins, Darwin Atapuma, Michal Kwiatkowski y Rudy Molard, 4 días.
Jonathan Castroviejo y Michael Matthews, 3 días
Mark Cavendish, Rohan Dennis y Jesús Herrada, 2 días
Jakob Fuglsang, Daniele Bennati, Pablo Lastras, Bauke Mollema, Janez Brajkovic, Nicolas Roche, Dani Moreno, Peter Velits, Peter Kennaugh, Rubén Fernández, David de la Cruz e Yves Lampaert, 1 día.

Entre todos, representan 14 nacionalidades. España encabeza la lista, seguida por Reino Unido que ha visto cómo, en la última década, cinco corredores británicos han liderado la ronda española (dos de ellos vencedores finales: Chris Froome y Simon Yates). España suma 53 días de rojo; Reino Unido 45, Italia 28, Colombia 24, Francia ocho, Países Bajos siete, Bélgica seis, Estados Unidos y Australia cinco, Polonia cuatro; y Dinamarca, Eslovenia, Irlanda y Eslovaquia uno.

Siete corredores han logrado hasta ahora hacer historia portado los tres maillots de líder de las tres icónicas Grandes  Vueltas: Vincenzo Nibali, Chris Froome, Alberto Contador, Fabio Aru, Bradley Wiggins, Mark Cavendish y Rohan Dennis.

Comentarios